viernes, 15 de septiembre de 2017

Un ejército para Pugdemont.

La imaginación  calenturienta de los golpistas catalanes es tan grande como su patetismo, aun no han logrado hacer el referéndum y el ingenio de Puigdemont ya quiere un ejército. Claro, que viendo el trato que el señor Rajoy  otorga a la “resistencia oprimida” de los golpistas, el supuesto futuro Presidente de la República de Cataluña, desee un ejercito para defenderse  de una invasión de España como hubieran deseado los nazis catalanes. Este ejercito, viendo el pelaje de los independentistas,  sería  aprovechado en un futuro para irse anexionando, Aragón, Valencia, Baleares…¡Y yo que sé! Con las fantasías de estos personajes son capaces de llegar a Canarias, no quiero darles ideas, pero a medida que pasa  el tiempo se nota cada vez más las inclinaciones dictatoriales y absolutistas de estos ignorantes aldeanos.
Lo que no puedo comprender es que haya tanto tonto que se crea lo que estos individuos cuentan que va a suceder en una idílica República, los ríos serán de miel y las doncellas pasearán por las Ramblas buscando a los heroicos golpistas y a los catalanistas musulmanes, que en gigantescas cantidades llenarán las mezquitas pidiéndole a Alá que bendiga a los ciudadanos del nuevo país.

Pero de los  sueños se despierta y la cruda realidad les da en las narices, se les recordará los 265.000 millones de € que deben al estado español, verán que Europa aún les tolera estar dentro gracias a no independizarse de España, y si tiene poder de reflexión, cosa que dudo de los independentistas, se darán cuenta de que “el país opresor”  les ha salvado del precipicio que unos locos analfabetos les habían llevado. Quieran o no, esto es lo que hay para el estado español. Para Puigdemont el futuro les viene negro. 

domingo, 10 de septiembre de 2017

Dalí. Ahora qué

Una vez consumada la exhumación y los análisis de ADN, se ha demostrado que la vidente Pilar Abel no es hija del genio Dalí. Ahora viene la segunda parte, ¿Quién paga los gastos que se han ocasionado? Pilar o la  jueza del caso. Me explico:  Lo de Pilar es normal, no deja de ser una pobre ignorante que aún creyéndose hija del artista, en sus declaraciones se notaba que no sabía nada del genial pintor, solo le movía a ver si conseguía algo con la absurda idea, seguro que respaldada por algún listillo que intentaba sacar tajada de esta mentecatez. Pero lo de la jueza, a la que se la supone un mínimo de cultura, es de cárcel. Solamente conociendo por encima  la biografía del genial pintor se ve que la vida amorosa de este no era precisamente la de Julio Iglesias, quien tuvo miles de amantes y en la actualidad tiene varios hijos con la primera y segunda mujer, sin contar los que le salen cada cierto tiempo como ilegítimos. Esto sería suficiente para que una jueza ordenara el levantamiento del sepulcro en caso de ser solicitado por cualquiera. Aparte de la austeridad del pintor respecto a esta faceta amatoria,  siempre se dijo que Dalí era impotente y que sus gustos eróticos iban más por la homosexualidad que por el lado heterosexual , pero no era suficiente para la jueza que deseaba pasar a la historia como la magistrada que exhumó, caprichosamente, al  magnifico pintor del siglo XX. Esta señora es tan culpable como la farsante Pilar, con el agravante  de la falta de asesoramiento de las personas que conocieron a Dalí, que eran en verdad, los que sabían de su           comportamiento sexual. Así que a pagar por botarate, o al menos a medias que también tiene lo suyo la adivina. 

domingo, 3 de septiembre de 2017

La mentira por bandera.

El atentado terrorista de Barcelona está descubriendo poco a poco la poca categoría y la ineptitud de una jarcia de políticos impresentables. Un Puigdemont con una bajeza moral indigna para alguien que quiere ser presidente de un nuevo país, negando, sin mover un músculo de la cara, la evidencia del aviso de la CIA de EEUU del más que probable atentado. El mayor de los mossos, el mentiroso e inepto  Trapero, haciéndole el coro a semejante individuo y un pegado ecuatoriano de interior, aplaudiendo con las orejas mientras se  contaban estas falacias a los sorprendidos catalanes de bien. Viendo este desconcierto no extraña  que  el majadero Pugdemont, en su locura secesionista, quiera hacerse con un ejército, como si esto pudiera hacerse como quiere hacer el referéndum, de la noche a la mañana.
Cada vez que dicen algo se hunden más en la miseria, no puedo entender que aún haya alguien que les crea, pero la verdad es que en el pueblo catalán todavía hay muchos ciudadanos que funcionan a piñón fijo, lo pudimos ver en la manifestación por las victimas con aquellas pancartas y declaraciones diciendo que el rey y Rajoy eran unos asesinos por vender armas a los países que ayudan a los terroristas sin saber, pobres  fanáticos, que Cataluña vende a esos países la cuarta parte de armas que vende España, e incluso tienen una embajada que les une más a esto presuntos países terroristas. Otra mentira para estos aldeanos  extremistas desinformados, no saben que las empresas catalanas están perdiendo 20.000 millones al año por culpa de la desconexión suicida  y financiación cada vez  más difícil, similares a la de Tailandia y Botswana, al ritmo  que llevan estos ineptos  pueblerinos, la única industria fiable de Cataluña será  la COPE de los manteros de Barcelona. No dejan de hacer el ridículo por el mundo con tanta embajada  catalana que no  conoce nadie y a nadie interesa porque no tienen nada que ofrecer, bájense de ese engreimiento absurdo que les está llevando a la miseria y a la ruina, no solo económica, sino de credibilidad y saber estar. Lo único bueno que hicieron ustedes fue una Olimpiada, y la pagó España, aunque les pese, y con está chapuza que se está descubriendo cada día y las meteduras de pata constantes no les auguro un buen futuro.

Háganselo mirar. Pero no lo verán,son ustedes muy cortos.

lunes, 28 de agosto de 2017

La suerte está echada.

Los independentistas catalanes han convertido una manifestación de paz, solidaridad con las victimas del terrorismo islámico en una exaltación secesionista contra España, de banderas,  pancartas y agravios al rey y a España a los que llegaron a acusar de asesinos. Estos son los miserables que abrazan y homenajean al asesino Otegi y han llenado de musulmanes y miembros terroristas su territorio patrio, lo prefieren antes que  españoles, a tanto llega su odio a todo lo hispano. Hasta un tal Montilla, miembro de esa amalgama de fulanos impresentables que forman el govern, se ha echado a la calle con una pancarta en la que llama asesinos al gobierno de España sin que haya consecuencia alguna para este energúmeno nazi. Todas estas provocaciones y graves  insultos contra la nación española se están produciendo por la pasividad del gobierno de Rajoy que ya empieza a ser peligrosa. Estas bravatas no son nuevas, pues ya han quemado fotografías del Rey, constituciones y banderas españolas mientras la dejadez y laxitud del gobierno miraba para otro lado, a esto es lo que llama Pablo Iglesias libertad de expresión, la gente no fanatizada lo llamamos guerra secesionista pura y dura. Aplican las leyes que la legítima constitución nos asiste. Señor Rajoy, ya se ha pasado la línea roja, está en juego la unidad de España, la suerte está echada para Cataluña, lo demuestra  todos los actos terroristas que usted quiere obviar. Ya no hay que esperar a que se presente el ilegal referéndum, hay que actuar con legalidad pero con contundencia ya. No más tomaduras de pelo.

Se ha visto claramente que a estos inconsecuentes las victimas les interesan poco, solo su enfermiza sociedad está pensando en la independencia ilegal y sectaria.    

sábado, 26 de agosto de 2017

Cataluña, la chapuza nacional.

Los buenistas siempre han dicho que no se debe juzgar en caliente, a estas alturas de la dramática situación en que vive occidente con estos individuos fanáticos, deben estar todos estos idiotas achicharrados.
Ahora que ya han pasado los primeros días de indignación e impotencia, dejas a un lado, con todo el dolor del mundo a los infelices sacrificados por estos monstruos salvajes y asesinos, y te das cuenta en manos de quien está Cataluña. Si lo que está saliendo en la prensa española es cierto, la chapuza catalana no tiene nombre. Resulta que un juez decidió que el Imán jefe de este comando asesino, después de ser detenido con alijo de hachís de 125 Kg. era un delito: “no grave”. Quizás pensó que era para consumo personal, claro después de fumarse los 125 Kg. acabó montando la que montó. ¿Bien por el juez!
Ahora nos enteramos que la policía belga advirtió a los Mossos de la peligrosidad de este Imán de Ripoll, pero como según dicen, era una conversación no oficial, pasaron del tema. Si la omisión del aviso a la policía nacional y guardia civil ya es una falta grave, tan grave que costó la vida a varias personas, la vileza de no comunicarlo por asuntos políticos hace imprescindible que se depuren responsabilidades y para eso está el Estado, al que pertenece Cataluña por más que quiera obviarlo, es decir España.
Otra de la soberbia manifiesta de esta tropa de incompetentes fue la respuesta que dieron a la jueza cuando,  en la casa de Alcanar y después de encontrar un número nada común de bombonas de butano y un olor nauseabundo, sugirió a los Mossos que levantaran una investigación por si podía ser un  acto terrorista, a lo que el sobrado de turno respondió “ señoría no exagere”. Es que lo normal en una casa que sale por los aires es que tenga ciento y pico bombonas y huela que tira para tras.
Ada Colau no puso bolardos de contención, aun siendo avisada, porque consideró, en su privilegiada inteligencia de alcaldesa, que no eran necesarios.
Por fin llega el afán independentista a escena, cosa que no pueden evitar. El encargado de poner en evidencia su sectarismo esta vez correspondió al consejero Joaquín Forn, que además no es ni español ni catalán sino de Ecuador, quien en su ignorancia bananera, hizo una clara distinción entre victimas catalanas y españolas. Si no fuera por la gravedad del caso sería para reírse de usted, pobre Cataluña si alguna vez gobiernan. Pero no se apure usted que los hay más tontos en ese gobierno de chichinabo del que cobran por decir zanganadas, hay un alto cargo, un tal Ferran Requejo que en su paranoia secesionista ha llegado a decir “El gobierno ha permitido el atentado para que los Mossos fracasen”. Al menos parece reconocer que los Mossos han fracasado.  De donde han sacado a este mamarracho.
Y la última y más jugosa de todas las ocurrencias estrafalarias la de Puigdemont presidente de la manada, acusa a Rajoy de poner en peligro la seguridad de Cataluña. Pero hombre de dios, el único que está poniendo en peligro la seguridad de Cataluña es usted con sus locuras separatistas. ¿Pero no hay psiquiatras en Cataluña?

Si es o no una chapuza, después de lo expuesto, lo dejo a su criterio.  

martes, 22 de agosto de 2017

Terrorismo. Todo igual.

Ya han pasado unos días desde el desgraciado acto terrorista de Barcelona y se puede descubrir a los miserables sin careta. Para Garzón de IU  solo ha sido un atropello desafortunado. Para la CUP, un asesinato del capitalismo salvaje. Monedero, en  uno de sus tuit miserables dice textualmente: “Que la lucha del pueblo árabe crezca en todo el continente y, como la pólvora salte a Europa y EEUU. Desear tal aberración es libertad de expresión o un acto terrorista. Si es terrorismo oral donde están los fiscales y jueces de este país. Es que todo vale a este gobierno  de don tancredo, y si es libertad de expresión entonces nos está bien todo lo que nos pase. Como se les puede permitir a estos individuos decir en público tantas barbaridades sin que  haya una ley con el suficiente  sentido común que lo condene. Estas salidas de tono se han ido estableciendo en nuestra sociedad sin pudor alguno pues hacerlo sale gratis. Así los que abrazan al asesino Otegi se permiten boicotear al rey con la disculpa que “es él quien ha subvencionado a los asesinos” y no les pasa nada. ¿Quiere decir esto que en verdad el rey de España lo ha hecho? ¿Nadie lo va a desmentir y poner a estos miserables en la cárcel que es donde deben estar? Estos grupúsculos aleccionados en el odio, como los terroristas islámicos, son los mismos que hace unos años pidieron la cabeza del Borbón sin que nadie hiciera nada al respecto. Todo este grupo de Podemos, ERC, CAT, y PNV, son los que no firman el pacto antiterrorista,  pues es más cómodo asistir a estas reuniones como oyentes. Estos son una vergüenza para la democracia de una nación que se precie serlo, toda esta chusma no aporta nada a la política ni la vida pacifica de una nación. Entonces ¿Por qué mantenerla en las instituciones a las que ellos ningunean y boicotean en todo momento y en cualquier ocasión?

No tenemos nada que hacer, estamos rodeados de incompetentes y cobardes que, con tal de mantener sus magnificas prebendas, son capaces de desayunar sapos todos los días, aunque el pueblo no coma.

jueves, 17 de agosto de 2017

Cataluña, la .solución que no llega

No se sabe que está esperando el partido del gobierno para tomar medidas contra los golpistas catalanes, pero la tardanza se ha convertido en exasperante. Ver como la tropa de individuos secesionistas se aprovechan de esta situación, con insultos y provocaciones, a la vez que practican el robo continuado al estado al que pertenecemos todos los españoles, hace pensar que el señor Rajoy tiene miedo a estos exaltados a los que lo único que les interesa es mantenerse en el Gobierno de Cataluña mientras haya donde trincar. Ahora se pone en duda el articulo 155, que es el que libraría a España de estas garrapatas, y piensa, el estado, que hay otras soluciones menos drásticas.  El reto nacionalista está echado, es un golpe de Estado en toda regla, a que espera Rajoy. Contra grandes provocaciones, grandes soluciones. Pero si no se quiere cortar drásticamente esta escabrosa  situación mejor será que dimita usted señor Rajoy pues no se puede seguir así, la paciencia y mesura tienen un límite, no más  concesiones para quienes no las escuchan ni aprecian. Un Gobierno legítimo no puede estar a expensas de lo que decidan en cada momento unos descerebrados trasnochados e incompetentes. ¡155 ya!

Una cosa es ser demócrata y otra ser un indolente  inútil.